acicate, alternativa a nudge

Foto: ©Archivo Efe/Attila Balazs

La palabra española acicate es una alternativa válida al anglicismo nudge, que empieza a verse en las informaciones económicas y que alude a una teoría para animar a los ciudadanos a adoptar determinadas decisiones sin recurrir a prohibir o forzar sus acciones.

En los medios de comunicación el término inglés se ve en ocasiones en frases como «Primero debe supervisarse el mercado y sancionarse los incumplimientos, luego puede aplicarse un ‘nudge’, y, como último recurso, puede evaluarse una prohibición» o «La medida es un nudge en la dirección correcta».

El término inglés nudge tiene como significados más comunes ‘tocar o empujar suavemente a alguien‘, ‘tocarle con el codo para llamar su atención’ o ‘alentar a alguien para hacer algo’, según las definiciones del diccionario Merriam-Webster.

La palabra se popularizó con la publicación en 2008 del libro Nudge: Improving Decisions About Health, Wealth, and Happiness del economista Richard H. Thaler y el jurista Cass R. Sunstein, ambos de la Universidad de Chicago. La obra se editó en español con el título Un pequeño empujón: el impulso que necesitas para tomar las mejores decisiones en salud, dinero y felicidad.

En español, acicate, que se define como ‘incentivo’ o ‘estímulo’, puede ser una alternativa a nudge cuando se emplea como sustantivo. Como verbo pueden ser válidos acicatearanimar, espolear o incitar.

Así, en los ejemplos anteriores habría sido preferible escribir «Primero debe supervisarse el mercado y sancionarse los incumplimientos, luego puede aplicarse un acicate, y, como último recurso, puede evaluarse una prohibición» o «La medida es un acicate en la dirección correcta».

Valora esta recomendación

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars

Últimas recomendaciones

¡Hola!

¿Has buscado tu consulta?

Si no la encuentras, rellena nuestro formulario: