a sabiendas de que, no a sabiendas que

Foto: ©Archivo EFE/Elvira Urquijo

A sabiendas, locución adecuada para indicar que algo se hace con conocimiento o deliberación, se construye seguida de la preposición de.

En los medios de comunicación es habitual encontrar frases como «¿Se ha pagado aun a sabiendas que va contra la normativa vigente?», «El noruego fichó a sabiendas que ocuparía una plaza en el filial» o «Esa es la razón por la que buscan ser candidatos, aun a sabiendas que no ganarán elecciones».

Tal como señala la Nueva gramática de la lengua española, la locución adverbial a sabiendas admite complementos nominales (a sabiendas de su error) u oracionales (a sabiendas de que se equivocaba), pero siempre encabezados por la preposición de.

Así pues, en los ejemplos iniciales lo apropiado habría sido escribir «¿Se ha pagado aun a sabiendas de que va contra la normativa vigente?», «El noruego fichó a sabiendas de que ocuparía una plaza en el filial» y «Esa es la razón por la que buscan ser candidatos, aun a sabiendas de que no ganarán elecciones».

Ver también

queísmo, una incorrección gramatical

dequeísmo, una incorrección gramatical

Valora esta recomendación

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars

Últimas recomendaciones

¡Hola!

¿Has buscado tu duda en nuestra web?

Si no la encuentras, rellena este formulario:

Los campos con * son obligatorios