fiscal y presupuestario, significado

Foto: © archivo Efe / Julien Warnand

Se recomienda reservar la voz fiscal para lo relacionado con los tributos y emplear presupuestario para las cuentas públicas.

En las noticias de economía se ha hecho habitual emplear fiscal en contextos en los que se refiere a los presupuestos: «El déficit fiscal del 2020 fue el más alto en 45 años» o «Draghi fue un promotor del pacto fiscal».

El adjetivo inglés fiscal tiene dos significados que en español se han diferenciado habitualmente, tal como indica el servicio de terminología del Consejo de la UE.

• Por un lado, es lo ‘relativo a aspectos tributarios o impositivos’. Con este valor, lo aconsejable es el uso de los adjetivos españoles fiscal, impositivo, tributario y contributivo, como en «Aumenta la presión fiscal con nuevos impuestos». Este sentido se corresponde con el sustantivo inglés tax.

• Por otro, se refiere a ‘la relación entre ingresos y gastos públicos’, es decir, a la política presupuestaria de un país, que en inglés se denomina fiscal policy. Las alternativas más adecuadas en este caso son presupuestario, de la Hacienda pública o de las finanzas públicas.

Aunque es posible aplicar la voz española fiscal a ambos conceptos, pues se ajustan a la definición del diccionario académico de ‘perteneciente o relativo al fisco’, para evitar ambigüedades es preferible seguir la distinción expuesta, de modo que en los ejemplos anteriores habría sido mejor «El déficit presupuestario del 2020 fue el más alto en 45 años» y «Draghi fue un promotor del pacto presupuestario».

 

 

Una primera versión de esta recomendación se publicó el 19 de junio del 2012.

 

Valora esta recomendación

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars

Últimas recomendaciones

¡Hola!

¿Has buscado tu duda en nuestra web?

Si no la encuentras, rellena este formulario:

Los campos con * son obligatorios