Noticias del español

| | | | | |

| Juan Recaredo
El Siglo de Torreón (México)
Miércoles, 21 de Febrero del 2007

LAS PALABRAS TIENEN LA PALABRA: UN CATÁLOGO GENERAL DE INSULTOS

Tonto, baboso, estúpido, infeliz... ¡cuántos insultos hay en nuestro léxico! ¡Cientos o tal vez miles! Desde los muy light como éstos con los que inicio el párrafo, hasta todos esos otros que estoy pensando pero que mejor no los anoto aquí, porque pondrían un sello de mal gusto al comentario.


Hay tantas opciones de insulto en nuestro idioma, que el periodista español Pancracio Celdrán publicó un Catálogo general de insultos, libro de más de 350 páginas llenas de palabras y expresiones que suelen usarse en sentido peyorativo.

Lo peyorativo es lo que califica algo empobreciéndolo o empeorándolo. Peyorativo es lo que «pone peor».

Nada más que en el libro de Celdrán se recogen los insultos que se usan en España y en muchos casos no coinciden con los nuestros o de plano, no los conocemos y ni siquiera los imaginamos.

Hay otros que sí, aunque no los usemos a diario como por ejemplo 'felón'. El felón es un tipo traidor, alevoso o sea, ventajoso, pérfido, es decir falso y además desleal. Antiguamente se le llamaba follón, como lo encontramos en las narraciones cervantinas, «… que si pudiera subir o apearme, yo te hiciera vengado de manera que aquellos follones y malandrines se acordaran de la burla para siempre».

'Malandrín' es un insulto especialmente cruel en su origen, ya que parece referirse a un leproso, al menos es lo que se supone, porque malandria es un vocablo del bajo latín y procede del griego melandrion, que es una de las formas en que se llamaba a la terrible enfermedad de la lepra.

'Gandul' es un sujeto holgazán, vago y ocioso, que rehuye el trabajo. Nosotros definitivamente le aplicaríamos otro adjetivo más sonoro que se refiere al volumen de sus glándulas reproductoras y que es sinónimo de haragán, de holgazán y baquetón.

'Mequetrefe' es un entremetido, muy activo y bullicioso pero que no sirve para nada. De pasadita déjeme decirle que el adjetivo entremetido puede usarse así, o bien decir entrometido, que es como nosotros más lo usamos.

Un 'gañán' es un sujeto tosco y primitivo, que no sólo carece de modales sino que además «le vale» tenerlos (los modales). Al principio, allá en los siglos XVI y XVII no era un insulto. Simplemente era una forma de llamar al campesino.

'Cretino' es estúpido y necio. Es curioso porque en sus orígenes significa cristiano, que era como se les llamaba a los tontos en la Suiza de habla francesa.

En fin, nosotros en México tenemos un insulto que abarca todo eso y más, del cual el maestro Hermenegildo L. Torres hizo toda una filosofía para aceptar con humildad que somos limitados y a cada paso en nuestra vida cometemos tonterías. Usted conoce la palabra. Empieza con pen y rima con conejo.

¡Hola!

¿Has buscado tu consulta?

Si no la encuentras, rellena nuestro formulario: