Noticias del español

| | | | |

| Francisco J. Horrillo/Villanueva de la Serena
HOY Diario de Extremadura (Hoy Digital, Badajoz). Miércoles, 18 de enero del 2006

«LA FUERZA DE LA LENGUA ESPAÑOLA SE HA IMPUESTO EN EL MUNDO»

El escritor, periodista y director del Instituto Cervantes, César Antonio Molina, se convirtió ayer en el decimocuarto autor que visitó el Aula Literaria Guadiana Don Benito-Villanueva. En su estancia por Extremadura, tuvo ocasión de departir por la mañana con los alumnos acerca de su obra en el IES Donoso Cortés de Don Benito; mientras que por la noche participó en un acto público en la casa de la cultura de Villanueva, acompañado del consejero de Cultura, Francisco Muñoz.


Como poeta, ensayista, novelista y traductor, César Antonio Molina ha publicado más de medio centenar de libros. Por su parte, como director del Instituto Cervantes, tuvo el honor de recoger el pasado 2005, el premio «Príncipe de Asturias de Humanidades» que se le concedió a la institución cervantina.

–¿Qué le parecen este tipo de iniciativas que llevan a cabo en Extremadura las Aulas Literarias, y que permiten el contacto de los alumnos con los autores?

–A pesar del poco tiempo que tengo, siempre procuro acudir a este tipo de actos a los que se me invita y en los que hay gente joven. Estas iniciativas son buenas, sobre todo para poder animar a los más jóvenes a que lean y a que vean la cultura como algo importante, instructivo y fundamental en su formación como personas. De hecho, mi presencia me ha servido para explicarles, que yo también fui como ellos, y que a través de la cultura, de la lectura y del interés por el conocimiento, se puede hacer un trabajo como el que yo realizo ahora.

–¿Le han hecho muchas preguntas los alumnos?

–Lo cierto es que ha sido un acto muy participativo, con lecturas, con preguntas e intervenciones de ellos. He visto a chicos muy interesados. En cuanto a las preguntas, todas eran importantes e inteligentes. Me han cuestionado sobre la escritura, la lectura, mis autores favoritos, sobre las lenguas en España, sobre el Instituto Cervantes… Ha habido preguntas de todo tipo.

–¿Existe un déficit de lectura en las nuevas generaciones?

–Las nuevas generaciones se enfrentan a esa avalancha de los medios de comunicación audiovisuales, que imponen mucho sus criterios. Considero que hay que convivir con ellos, porque también han sido creados por el hombre y, aunque la televisión es un instrumento útil, hay que seguir insistiendo a los jóvenes en que la cultura occidental se ha basado, en los últimos siglos, en la lectura y en el conocimiento escrito. Entonces, no tienen que suplantar lo audiovisual por lo escrito, sino que lo tienen que hacer compatible, pues sabiendo elegir, todo es bueno e importante en la formación de la persona. Creo que hoy se lee más que nunca, pero debemos estar prevenidos para que la lectura se fomente desde la niñez. Entonces, los profesores, los educadores y la familia, son fundamentales en ese proceso de educación y de culturalización de los jóvenes, por lo que debemos insistir en todo lo bueno que hay en ver una exposición, disfrutar de un concierto, asistir a una obra teatro o leer un libro y así, sacarles a veces, ese falso perjuicio de que eso es aburrido. Al revés, debemos presentárselo como algo divertido y formativo, que ayuda al ser humano en su desarrollo.

–¿Goza de buena salud la creación literaria en nuestro país?

–Yo creo que sí. En la actualidad hay buenos escritores. Hoy la literatura española, que no solo es la que se escribe en España sino la literatura en español, siempre está en permanente buena salud tanto a un lado como al otro del océano. Unas veces más de parte de Hispanoamérica y otras veces más de España, pero afortunadamente son dos orillas del mismo océano y creo que el nivel es muy alto.

–Una vez culminado el año cervantino, ¿qué balance hace el director del Instituto Cervantes de las actividades llevadas a cabo?

–Yo creo que ha sido muy importante para explicar lo que los españoles e hispanoamericanos somos hoy en el mundo y queremos ser. No solo para rememorar el pasado, sino que creo que este año cervantino ha sido muy importante para hablar del futuro. Desde el Instituto Cervantes, hemos hecho más de dos mil actos en todo el mundo, llevando a escritores, artistas, cineastas, músicos…, tanto españoles como hispanoamericanos, para hablar de nosotros mismos hoy, y para manifestar, una vez más, que la cultura significa también el conocimiento de los otros, a los que no debemos considerar ajenos ni extranjeros. Por tanto, allí donde estamos enseñamos nuestra lengua común y nuestra cultura, pero también vamos a aprender las lenguas y culturas de los lugares y países en los que estamos.

–Hablando de la difusión y proyección de nuestra lengua española, ¿queda mucho por hacer o vamos por el buen camino?

–Creo que hemos empezado un poco tarde, pero la fuerza que tiene la lengua española en el mundo se ha impuesto. Además, los quince años del Instituto Cervantes, que cumplimos en este 2006, nos van a ayudar a seguir extendiendo el español por todos los continentes. La salud del español es inmejorable, su número de hablantes es imparable y el Instituto tiene que ayudar a todo eso y, sobre todo, a conseguir definitivamente que el español sea considerado lo que siempre ha sido y es: una lengua de cultura, aunque en algunos lugares aún no se la considere así. El español no solo es una lengua de comunicación internacional, como ya es después del inglés, sino que es también una lengua de cultura. Quizás una de las culturas más importantes que haya existido.

–¿En qué proyectos literarios está embarcado en estos momentos?

–Después de publicar tres libros el año pasado, este año va a salir una amplísima antología de mi poesía, que va a publicar Circulo de Lectores. Además, a finales de año, aparecerá el tercer tomo de lo que yo denomino mis memorias de ficción, en las que hablo del mundo a través de lo que yo he visto y he vivido. No son unas memorias personales, sino unas memorias de mi tiempo.

¡Hola!

¿Has buscado tu consulta?

Si no la encuentras, rellena nuestro formulario: