Noticias del español

| Piedad Villavicencio BellolioEl Universo.com (Ecuador)

La esquina del idioma: Mamotreto

Mamotreto es un objeto o asunto desproporcionado, que no da utilidad sino que estorba o retrasa.

La palabra «mamotreto» surgió del latín mammothreptus, que a su vez se derivó del griego mammóthreptos, vocablo que está compuesto por threptós (criado) y mámme (abuela). De manera literal, mammóthreptos significa ‘criado por la abuela’. De aquí parten los sentidos de gordinflón, pesado y abultado, por la creencia de que las abuelas alimentan con esmero a sus nietos y, por lo tanto, los engordan demasiado.

«Mamotreto» se registró en el Diccionario en 1734 con una sola acepción, la de ‘libro o cuaderno que sirve para apuntar y anotar cosas que se necesitan tener presentes para ordenarlas después’. En 1869 se incluyó el significado de ‘libro o legajo muy abultado, principalmente cuando es irregular y deforme’. En 1927 se incorporó el sentido de ‘armatoste’, que se amplió en 1984 con la referencia de ‘objeto grande y pesado’.

Actualmente la palabra «mamotreto» se emplea más como sinónimo de «armatoste», que equivale a un objeto grande que tiene poca utilidad, significado que se registra en la última edición del Diccionario académico (2001).

En sí «mamotreto» se emplea como metáfora de ‘cosa u objeto grande que no da utilidad sino que estorba’ o ‘escrito extenso, sin orden ni sustento’. Por analogía, en el Ecuador suele aplicarse a cualquier asunto que resulta enredado y cuyos objetivos son de difícil cumplimiento. También suele usarse con los sentidos de adefesio, despropósito, disparate, mentira, acción fingida y exagerada, frase artificiosa (falsa, ficticia, engañosa).

Leer más en eluniverso.com

¡Hola!

¿Has buscado tu consulta?

Si no la encuentras, rellena nuestro formulario: