Kremlin, no Kremlim

Foto: ©Archivo Efe/Igor Kharitonov

Kremlin, terminado en ene y con ka mayúscula, es la grafía adecuada de este sustantivo cuando se hace referencia a la ciudadela amurallada de Moscú, y no Kremlim.

Sin embargo, en los medios de comunicación es habitual leer frases como «Putin recibe al presidente sirio en el Kremlim», «El portavoz del Kremlim ha indicado que la reunión de Putin con Obama tendrá lugar el lunes» o «Allí habitan los oligarcas rusos, los dueños del petróleo y del gas, recientes ricos que disfrutan desde sus casas de vistas exclusivas al Kremlim».

El Diccionario de la lengua española recoge el sustantivo kremlin —terminado en ene y no en eme—, el cual define como ‘recinto amurallado de las antiguas ciudades rusas y, por antonomasia, el de Moscú’.

En ese uso antonomástico, el más frecuente en los medios de comunicación, lo recomendable es emplear esta voz con mayúscula inicial, pese a tratarse de un nombre común.

Así pues, en los ejemplos iniciales lo adecuado habría sido escribir «Putin recibe al presidente sirio en el Kremlin», «El portavoz del Kremlin ha indicado que la reunión de Putin con Obama tendrá lugar el lunes» y «Allí habitan los oligarcas rusos, los dueños del petróleo y del gas, recientes ricos que disfrutan desde sus casas de vistas exclusivas al Kremlin».

Valora esta recomendación

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars

Últimas recomendaciones

¡Hola!

¿Has buscado tu consulta?

Si no la encuentras, rellena nuestro formulario: