datar de, mejor que datar desde

Foto: ©Archivo Efe/Stephanie Lecocq

El giro datar de es preferible a datar desde para señalar que algo existe o existió desde una fecha o momento especificado.

En los medios de comunicación es frecuente encontrar frases como las siguientes: «La participación de Rusia en el conflicto sirio data desde el 2015», «La catedral de Hermosillo, dedicada a la Virgen de la Asunción, data desde 1770», «Esta técnica de cultivo data desde la época de los toltecas» o «El edificio data desde hace más de 100 años de antigüedad».

Tal como señala el Diccionario del estudiante, de las Academias de la Lengua, datar significa ‘tener una cosa su principio en el tiempo que se indica’ y puntualiza, al igual que la Gramática, que para expresar ese momento la preposición asentada es deMientras que este verbo marca un punto en el tiempo, desde remite más propiamente al comienzo de un periodo, por lo que resulta una preposición menos ajustada.

En consecuencia, en los primeros ejemplos anteriores habría sido más recomendable escribir «La participación de Rusia en el conflicto sirio data del 2015», «La catedral de Hermosillo, dedicada a la Virgen de la Asunción, data de 1770» y «Esta técnica de cultivo data de la época de los toltecas»; particularmente impropio resulta el último ejemplo, en el que hubiera bastado «El edificio tiene más de 100 años de antigüedad» o «El edificio data de hace más de 100 años».

Valora esta recomendación

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars

Últimas recomendaciones

¡Hola!

¿Has buscado tu consulta?

Si no la encuentras, rellena nuestro formulario: