Noticias del español

| | | | | | |

|

Fundéu BBVA/Efe

Un «Compendio ilustrado y azaroso» recoge los consejos de la Fundéu BBVA


¿Dónde fueron a parar las preposiciones «so» y «cabe» que todos estudiamos en el colegio? ¿Es correcto decir «sexapil»? La expresión «no hay tutía» ¿tiene algo que ver con una pariente? ¿Hay que poner punto en las cifras cuando son miles?


Esas y muchas otras preguntas tienen respuesta en Compendio ilustrado y azaroso de todo lo que siempre quiso saber sobre la lengua castellana, un libro editado por la Fundación del Español Urgente (Fundéu BBVA) en colaboración con Editorial Debate y que se presenta el próximo martes.

El escritor Andrés Trapiello, la periodista Pepa Fernández y la filóloga y presentadora de televisión Eva Hache serán los encargados de presentar la obra en el Centro Cultural Círculo de Lectores de Madrid.

Desde su nacimiento en el 2005 como heredera del Departamento de Español Urgente de Efe, la Fundéu —una entidad sin ánimo de lucro nacida de un acuerdo entre la agencia de noticias y el banco BBVA y que trabaja asesorada por la Real Academia Española— trata de impulsar el buen uso del idioma español en los medios de comunicación.

Como explica el prólogo de la obra, cada mañana los lingüistas y periodistas de la Fundéu se reúnen para estudiar los usos y costumbres del lenguaje en periódicos, radios, televisiones y nuevos medios.

De sus observaciones y análisis surgen las recomendaciones diarias sobre el buen uso del idioma que publica en su página web (www.fundeu.es) y distribuye a través de Efe.

Y también las respuestas a cientos de consultas —no solo de periodistas— que le llegan cada día a través del teléfono, el correo electrónico, las redes sociales…

Esas recomendaciones y respuestas han ido formando un enorme conjunto que suma ya miles de dosis de conocimiento lingüístico pegado en la mayor parte de las ocasiones al uso más directo y urgente: el de los medios de comunicación.

El Compendio recoge algunas píldoras de conocimiento lingüístico orientadas a las dudas más comunes, los errores más habituales o los aspectos más curiosos del español.

La obra, de pequeño formato y con una edición que evoca a las de otras épocas, huye del orden rígido de los manuales al uso y distribuye las entradas de una forma aleatoria, aunque intencionada, que hace honor al «azaroso» que figura en su título.

«El libro está pensado para abrirlo por cualquier página con el objeto de que te sorprenda lo que allí te encuentres», explica el director general de la Fundéu, Joaquín Muller.

«Es más que una suma de curiosidades, que las hay, y muchas; es un compendio de cuestiones relacionadas con la lengua española presentadas de una manera amena e, incluso, divertida. Todos sabemos que el perro ladra y el caballo relincha, pero posiblemente muy pocos conozcamos que la pantera himpla o que en español hay palabras que pueden tener un sentido y su contrario», añade.

«Es un libro que surge del conocimiento acumulado durante años por filólogos y periodistas, observadores de la realidad lingüística de los medios de comunicación de habla hispana y que recoge el lado más amable de ese trabajo diario junto a los profesionales de la Agencia Efe».

Tecnicismos futbolísticos, peligrosos falsos amigos de otros idiomas, el queísmo y el dequeísmo, las onomatopeyas más comunes o el proceso de creación de los neologismos en el español son solo algunos de los asuntos que desfilan por las casi doscientas páginas del Compendio.

Hasta la contraportada, donde una cita de Heidegger cierra el círculo y resume el ánimo con el que se edita el libro: «La palabra, la lengua, es la casa del ser. En su morada habita el hombre». 

¡Hola!

¿Has buscado tu consulta?

Si no la encuentras, rellena nuestro formulario: