Noticias del español

| | | | | |

|

Graciela Melgarejo

www.lanacion.com.ar

Lunes, 5 de diciembre del 2011

PORQUE ME PARECE O PORQUE ME GUSTA


Cuando hablamos, cuando escribimos, solemos tener una conciencia más o menos precisa de por qué elegimos una palabra y no otra para expresarnos mejor.


Sin embargo, cuando se trata de hablar sobre el idioma, muchos dan su opinión porque algo les «parece» que es así, o simplemente porque les «gustaría» que fuera así. Por ejemplo, en la columna pasada, se mencionó la palabra descabalado, y sobre ella fueron muchos los lectores que hicieron alguna observación. Algunos dedujeron, a pesar de los ejemplos, alguna etimología equivocada.

 

Como la lengua, y el uso de la lengua, se hace entre todos, otros lectores enderezaron la cuestión. Así opinó la forista BeatrizGalindo cuando uno asimiló descabalado a descalabrado : Descabalado y descalabrado pueden parecerse, pero no tienen ninguna relación. Descabalado, como bien observa Tehuelchen, viene de cabal y descalabrado viene de des-calaverado porque descalabrar, en su primera acepción, es 'herir en la cabeza' y de ahí, en general, 'herir', 'lastimar', 'estropear', etcétera".

 

Estas y otras pequeñas «trampas» que plantea nuestro propio idioma se están volviendo cada vez más usuales, sobre todo en los medios, si se juzga por los ejemplos que la Fundación Urgente del Español (Fundéu) hace circular diariamente en Internet. Veamos la diferencia, según Fundéu, de utilizar efectivo, eficaz o eficiente: «Estos términos no deben confundirse. Efectivo, usado como adjetivo, tiene el sentido de 'real o verdadero': «El nombramiento será efectivo el próximo mes», y, aplicado a cosas, tiene el significado de eficaz, 'capaz de lograr el efecto que se desea': «La aspirina es efectiva contra el dolor de cabeza», aunque en este caso es preferible emplear eficaz.

 

«Sin embargo, es incorrecto usar efectivo —referido a personas— como sinónimo de eficiente: 'que realiza satisfactoriamente la función a la que está destinado', 'competente, que rinde en su actividad'. Así, un empleado es eficiente en su trabajo. Por tanto, eficiente se aplica a personas, y eficaz a cosas y a personas. Efectivo se emplea también con el significado de 'dinero en monedas o billetes'. En este caso debe evitarse la voz inglesa cash».

 

(Podríamos agregar también que es incorrecto el uso de efectivo para designar al individuo integrante de un efectivo  —como 'número de hombres que tiene una unidad militar, en contraposición con la plantilla que le corresponde'—, cuando lo correcto es utilizar el sustantivo concreto que corresponda, como soldado, policía, bombero, etcétera.)

 

La explicación antes citada recuerda —sobre todo, porque en la columna pasada se hablaba, también, de las traducciones al español— otra de Fundéu, pero referida a los «falsos amigos». El artículo se llama, precisamente, «Falsos amigos: entre la traducción y la invención», y aquí van algunos pasajes: «Un falso amigo es una palabra o expresión de una lengua extranjera que es muy parecida en la forma, pero no en el significado, a otra palabra de la lengua propia. De modo que es fácil que se produzca una confusión con el significado de ambas. El Diccionario de uso del español de María Moliner define falso amigo como 'palabra o expresión de una lengua extranjera que por ser muy similar a otra de la lengua propia puede ser interpretada incorrectamente'. Uno de los ejemplos que suelen citarse es la palabra inglesa exit, que pasaría a ser un falso amigo si erróneamente se pensara que en español significa éxito, y no salida, que es su verdadera traducción».

 

Entre los «falsos amigos» en inglés y en francés citados en el artículo no podía faltar el cada vez más popular bizarro.

 

La consulta del lector Aldo Dimatteo se relacionaría de alguna manera con lo anterior. Escribe Dimatteo el 16/11: «Cuando se mencionan las Juntas de Clasificación de los docentes, ¿no son «de Calificación»?» No, el nombre completo del organismo es «Juntas de Clasificación Docente y Disciplina». Aunque, después de los hechos del jueves pasado, la disciplina se añora.

¡Hola!

¿Has buscado tu consulta?

Si no la encuentras, rellena nuestro formulario: