Noticias del español

| | | | | | | |

| Agencia EFE

Políticos y representantes de la cultura y el periodismo iberoamericanos destacan la fuerza de lo español

Representantes de la política, la cultura y el periodismo iberoamericanos destacaron ayer la «fuerza de lo español» con motivo de la inauguración de las conmemoraciones de los bicentenarios de independencia de las repúblicas latinoamericanas.

La ministra española de Cultura, Ángeles González Sinde, fue la encargada de moderar una mesa redonda en el acto institucional que tuvo lugar ayer en la Casa América de Madrid, que abre en España las conmemoraciones.

González Sinde subrayó la capacidad de la que nos dota la cultura para «reaprender», lo que en el contexto de los bicentenarios permite «mirar desde otro ángulo» la historia.

La ministra destacó cómo el idioma común hace que un español «se sienta fuera pero dentro» cuando visita Latinoamérica.

En este mismo sentido se pronunció el presidente de la Agencia Efe, Álex Grijelmo, quien enunció varias «sentencias» sobre la fuerza de la cultura común iberoamericana.

Entre ellas, citó la «llamada de Iberoamérica», lo que definió como una «obligación moral y ciudadana» para participar en todo aquello que esté relacionado con la región, así como el hecho de que ningún autor es sentido como extranjero si escribe en español.

Asimismo, Grijelmo recordó la ola de solidaridad que desató el huracán Mitch en España, para el que se recaudaron 87 millones de euros, frente a los 43 millones para las víctimas del tsunami del sudeste asiático. «La solidaridad fue mayor en español», subrayó.

También intervino en esta mesa redonda el ministro de Cultura de Ecuador, Ramón Noriega, quien habló de la «fuerza ética de la cultura» y, en este sentido, se refirió al riesgo que se puede correr al pensar en la cultura como un «término decorativo».

El ministro ecuatoriano destacó la importancia de la cultura en las conmemoraciones de los bicentenarios y, al respecto, aseguró que esta celebración es una «oportunidad».

A su juicio, las oportunidades no solo están en el futuro, sino también en el pasado.

«Nos interesan los bicentenarios como una oportunidad que mira a la vez a la memoria y a la ilusión del futuro como dos aspectos de lo mismo», agregó Noriega.

El ministro de Cultura de Bolivia, Pablo Groux, tomó la palabra para asegurar que estos bicentenarios «no debieran ser una conmemoración que hable de libertad e independencia» sino que evoque ante todo la «devolución de la dignidad y del respeto de aquellos pueblos y ciudadanos que fueron los principales protagonistas».

«La verdadera independencia de los pueblos ya no estará basada en ese desprenderse de la colonia, sino en desprenderse de esa pobreza, de esa miseria, de la cual han sido evidentemente herederos», dijo.

Una miseria y una pobreza que, a juicio de Groux, no es atribuible a España sino a quienes en América «han construido las repúblicas, pero que han desconocido a sus ciudadanos».

El presidente de la Real Academia Española, Víctor García de la Concha, también puso varios ejemplos en su intervención sobre la fuerza de lo español.

Avanzó que en unos meses se presentará la nueva gramática del español que «por primera vez», destacó, no es un texto «del español de España sino del español en todos los países hispanohablantes».

También citó el V Congreso de la Lengua Española, que se celebrará en marzo del 2010 en la ciudad chilena de Valparaíso y en la que se presentará el Diccionario de americanismos.

¡Hola!

¿Has buscado tu consulta?

Si no la encuentras, rellena nuestro formulario: