Noticias del español

| |

| Héctor Calderón Proaño
eldiariony.com, Estados Unidos de América
Jueves, 15 de marzo del 2007

NO MENOSPRECIEMOS EL ESPAÑOL

Que dominar el inglés es importante nadie en su sano juicio puede negarlo. Pero por favor, no menospreciemos el español.


Resulta ilógico que mientras por un lado cada día existen más empresas americanas en los Estados Unidos que ofrecen un servicio bilingüe, inglés/español, con el fin de captar un mayor número de clientes, que en Nueva York, algunas organizaciones que dicen trabajar en favor de los hispanos en áreas como la salud, educación e inmigración caigan en el absurdo y ridículo de brindar un servicio telefónico sólo en inglés.

Y qué decir de ciertas academias privadas de enseñanzas de inglés donde las secretarias sólo responden en inglés. Pero que se puede esperar de ciertas empresas privadas como son las academias; si cuando he visitado algunos establecimientos comerciales he podido comprobar que cualquier hijo de vecino se identifica como «manager».

Pero el asunto no termina con los casos mencionados. Hay consulados de América del Sur que tienen programadas las máquinas telefónicas sólo en inglés. ¡Que vergüenza! Y si a eso le sumamos un servicio telefónico nada personalizado, el usuario que por determinada razón llama por teléfono al consulado de su país que supuestamente esta para ayudarlo, en ciertos casos, nunca se puede hablar con un ser humano, todo es la bendita máquina.

¿Y las páginas Web? Una gran mayoría de las organizaciones identificadas con la población hispana tienen diseñadas sus páginas Web en inglés. A ello se le puede sumar el hecho que cuando envían una nota de prensa para su publicación a los diferentes medios impresos de Nueva Cork, identifican su nombre en inglés.

Que las situaciones señaladas sean puestas en práctica por instituciones anglosajonas es comprensible y lógico pero que venga de las organizaciones que «aglutinan» o que dicen trabajar en favor de los hispanos es otra historia.

Habría que preguntarles a aquellas personas que viven y mueren por el inglés si es que tienen vergüenza de su idioma, que es el español.

Aprender inglés es vital si deseamos lograr un mejor nivel de vida en los Estados Unidos. Negar esa realidad es ir contra corriente, pero por favor, valoremos nuestro idioma.

¡Hola!

¿Has buscado tu consulta?

Si no la encuentras, rellena nuestro formulario: