| | | | |

Los nombres de los equipos de la NBA

 Carlos Pérez Torres


Cuando en Inglés se escribe, por ejemplo, '(the) Malaga wines...', (los vinos de Málaga), la palabra 'Malaga' antecede a la palabra 'wines' porque realiza una función adjetiva, ya que nos aclara de qué vinos estamos hablando (es sabido que en Inglés los adjetivos se colocan delante de los sustantivos a los que califican), especificando su origen. El núcleo del sintagma es el que lleva la -s, que es el morfema indicativo del plural. 


Valorar

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars

SIN VOTACIONES

0 valoraciones | 0,00 sobre 5

De igual modo, cuando se denomina a los equipos de baloncesto de la NBA (así, 'Boston Celtics', 'Phoenix Suns' o 'Chicago Bulls'), el procedimiento indica únicamente el nombre de la ciudad que los acoge, y por tanto, la traducción a Español no expresa posesión, o no debe implicarla, puesto que los Celtics no son 'propiedad' de la ciudad de Boston, sino sólo una más de sus características, tal vez de sus atractivos (aparece nuevamente aquí la función adjetiva).

 

Aclaro lo de la 'posesión' porque a algunos comentaristas deportivos que tengan ya oxidado su Inglés del Bachillerato les puede despistar el recuerdo de la 's del famoso 'genitivo sajón'. Dicho apóstrofe se aplica generalmente al sujeto poseedor, y como en este caso no se trata de  personas, sino de ciudades, sería incorrecto el uso de Boston's Celtics, por ejemplo.

 

Otro asunto a decidir a la hora de traducir este tipo de sintagmas tiene que ver con una implicación total o parcial respecto a los procedimientos lingüísticos de los idiomas de origen (el Inglés) y de destino (el Español). En el ámbito deportivo que señalo se debe optar claramente por adoptar una solución gramatical española, pero manteniendo la fonética y la grafía originales de las ciudades americanas, y la forma más correcta en mi opinión de nombrar a estos equipos sería, por ejemplo, los Mavericks de Dallas, o los Rockets de Houston, y no los Dallas Mavericks o los Houston Rockets, porque en este caso nos quedaríamos, tal vez por papanatismo, con la solución enteramente inglesa, no habiendo necesidad de ello, ya que disponemos en nuestra lengua de nuestro propio procedimiento. Si se optara por una castellanización total de tales grupos nominales, el resultado nos llevaría a 'los Celtas de Boston, los Soles de Fénix, los Cohetes de Houston o los Toros de Chicago', con la iniciales en mayúsculas de Toros, Soles…, palabras que aquí, naturalmente, dejan de ser sustantivos comunes al adquirir una dimensión categórica de nombres propios.

 

Ya que hablamos de deportes y de ciudades americanas, es curioso comentar un caso que se da en la parte sur del continente, y hablando de fútbol. El nombre de 'River Plate' para uno de los equipos de Buenos Aires no casa bien con la obviedad del Río de la Plata, y aquí difieren la lingüística y la geografía. En Inglés, la palabra 'plate' no significa 'plata' (silver) en ningún caso o acepción, aunque hablando de joyería, 'gold plate' o 'silver plate' denoten láminas o baños de oro o plata, respectivamente, y eso sin contar con la polisemia de 'plata' entendida como 'dinero'. Una traducción ortodoxa al Inglés de 'Río de (la) Plata' sería '(The) Silver River', pero nunca 'River Plate', lo cual parece ser un apaño desgarbado o humorístico de las capas populares, desconocedoras del idioma.

 

En Argentina, además, se da una circunstancia que parece contradecir lo dicho anteriormente respecto de las denominaciones colectivas que se refieren simplemente a un equipo. En España, por ejemplo, hablamos del capitán del Málaga, o el entrenador del Unicaja, y es reveladora la presencia del artículo determinado porque da a entender, de forma tácita, que hablamos del capitán del (equipo del) Málaga, o del entrenador del (equipo del) Unicaja. Allí, sin embargo (quizá debería escribir 'allá' en este caso), hablan del arquero de River, o del goleador de Boca…, pareciendo por ello que las sociedades deportivas, lejos de ser meramente equipos colectivos, son consideradas toda una categoría, casi una religión. En cualquier caso, mucho más que un club, como dirían en Barcelona.

Licencia de Creative Commons © MMXIV - Los contenidos elaborados por Fundéu que se publican en esta web lo hacen bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento-CompartirIgual 3.0 Unported