Noticias del español

| | | | | |

| Juan Recaredo
El Siglo de Durango - Durango, (México)
Miércoles, 19 de septiembre del 2007

LAS PALABRAS TIENEN LA PALABRA: CAMINA DELANTE DE ELLAS

Señal será si hablas que tienes lengua; y que si muelas tienes, no estés sin ellas.


Es un personaje eterno, que renace cada cierto tiempo y tal vez con diferente nombre. Me refiero al tipo que, adoptando pose de gran filósofo, dice puras obviedades.

Recientemente reapareció en nuestro país como «El filósofo de Güemes», un tipo cuya paternidad se han atribuido varios y que se ha puesto de moda por razonamientos como ése de que «si dos perros persiguen un conejo y el de adelante no lo alcanza, el de atrás menos».

Otro celebérrimo tonto que grabó su nombre en la historia fue Pero Grullo que «llenó los Siglos de Oro con voluminosos informes y sesudos estudios de verdades que saltan a los ojos».

Pero Grullo o Perogrullo como ahora se le nombra, tan famoso llegó a ser, que acuñó el vocablo perogrullada o verdad de perogrullo que aparece en el Diccionario de la Real Academia Española como «verdad o certeza, que por ser notoriamente sabida, es necedad o simpleza el decirla».

Según algunos investigadores, Perogrullo vivió a principios del siglo XIII y se supone que era asturiano. Formaba un curioso dueto con otro maniático al que llamaban Pedro Mentiras quien verdaderamente hacía honor a su apodo, mientras que Perogrullo decía simplezas, pero era incapaz de decir una sola falsedad.

Se proclamaba profeta e incluso aparece en boca de Sancho Panza cuando en un pasaje del capítulo 62 de El Quijote, dice «Bueno, por Dios, esto yo me lo dijera, no dijera más el profeta Perogrullo».

Francisco de Quevedo en su Visita de los chistes, cita en rima, algunas de las profecías y aseveraciones de Perogrullo:

Si lloviere, habrá lodos

y será cosa de ver

que nadie podrá correr

sin echar atrás los codos.

El que tuviere, tendrá.

Será casado el marido;

las mujeres parirán

siempre y cuando se empreñen

y los hijos que nacieren

de cuyos fueren, serán.

Se volará con las plumas,

andarase con los pies;

serán seis dos veces tres

por muy mal que hagas las sumas.

A Perogrullo, me hubiera gustado conocerlo…

¡Hola!

¿Has buscado tu consulta?

Si no la encuentras, rellena nuestro formulario: