Noticias del español

| | | |

| Ricardo Soca
www.elcastellano.org
Lunes, 15 de noviembre de 2010

LA PALABRA DEL DÍA: NADA, NADIE

nada, nadie


Ambas palabras se derivan de dos formas del participio pasivo del verbo latino nasci 'nacer': nadie, del participio plural nati, y nada, del femenino singular nata.

Veamos el primer caso: nadie proviene de la locución latina homines nati non fecerunt, que literalmente significa 'personas nacidas no lo hicieron' o, más propiamente, 'nadie lo hizo'. Aparece registrado en español bajo la forma nadi desde el Cantar de Mio Cid. Desde Berceo, usado sólo en frases negativas como nadi no lo hicieron, figura en muchos casos hasta fines del siglo XV. En el Cantar de Mio Cid se lee: «No lo dizen a nadi e finco esta razon».

Posteriormente, evolucionó hacia naid y naide, considerado como un vulgarismo, aunque fue usado por santa Teresa.

    […] que importa mucho que de sequedades ni de inquietud y destraimiento en los pensamientos naide se apriete ni aflija. (Santa Teresa de Jesús: Su vida).

Corominas señala que se pasó a usar nadie «como reacción contra el vulgarismo».

Nada, por su parte, se derivó de la expresión latina res nata 'cosa nacida', que pasó al castellano como 'nada cosa' y, posteriormente, nada. Corominas observa que expresiones como 'no hizo nada cosa' se utilizan hasta hoy en el castellano hablado en los estados norteamericanos de Colorado y Nuevo México, ricos en expresiones consideradas arcaicas por el resto de la comunidad hispanohablante.

EL LATÍN DEL DÍA

faber fortunae suae o faber est quisque fortunae suae

«Constructor (o arquitecto) de su fortuna», aunque también se puede traducir como «arquitecto de su propia desgracia».

EL APELLIDO DEL DÍA

Salmerón

Apellido castellano, oriundo de las montañas de León. Hay personajes Salmerón documentados históricamente en Argaón, Valencia, Zaragoza y Teruel. El apellido estuvo presente en la Reconquista de España y en la Conquista de América.

Armas: cuarteladas: 1º de gules, con un castillo de oro, 2º y 3º de oro con dos lobos de sable y 4º de plata, con ocho conchas de azur.

¡Hola!

¿Has buscado tu consulta?

Si no la encuentras, rellena nuestro formulario: