Noticias del español

| Piedad Villavicencio Bellolio (El Universo.com, Ecuador)

La esquina del idioma: ¿Los huevos se encuban, se encoban o se incuban?

La respuesta depende del sentido que queramos transmitir. Si tenemos, por ejemplo, unos huevos de gallina y tan solo necesitamos guardarlos en cualquier recipiente, que, aunque inusitado, muy bien podría ser una cuba, tendríamos que decir «hay que encubar los huevos».

Pero si nuestro deseo es tener una granja con una buena cría de pollitos, no vamos a guardar los huevos en una cuba, sino en una incubadora; por supuesto, si no tenemos la gallina para que se encargue de calentarlos, incubarlos, empollarlos o encobarlos.

Estas consideraciones funcionan así en el lenguaje hablado. En el lenguaje escrito debemos ser más cuidadosos, pues si por falta de atención o desconocimiento usamos la consonante uve (v) en lugar de la be (b), el mensaje que vamos a transmitir resultará un verdadero despropósito.

Así es, pues decir que «hay que encovar los huevos» denota que los pobres huevos de gallina van a ir a parar a una cueva o al fondo de un hueco. Es decir, encovar es encuevar: ‘meter en un hueco o en una cueva’.

Por lo tanto, a partir de las intenciones comunicativas que tengamos, los huevos en cuestión se pueden encubar, encobar, incubar y, aunque resulte insólito, también encovar.

[…]

Leer más en eluniverso.com

 

¡Hola!

¿Has buscado tu consulta?

Si no la encuentras, rellena nuestro formulario: