Noticias del español

| | |

| Inés Izquierdo Miller
laprensa.com.ni, Nicaragua
Martes, 10 de febrero del 2009

HABLEMOS DEL IDIOMA: IDIOMA Y PUBLICIDAD

Diseño y corrección ortográfica no deben estar reñidos


Cuando yo comencé a trabajar como correctora en el diario La Tribuna, hace algunos abriles, algunas de las discusiones más comunes eran con los diseñadores gráficos, pues en ocasiones ellos sacrificaban la corrección gramatical y ortográfica al impacto de la imagen, a la belleza del concepto que transmitían.

Por ejemplo casi nunca querían colocar tildes cuando usaban todas las letras en mayúsculas, lo cual es un gran disparate porque el acento gráfico es obligatorio en tales casos.

Todo esto afloró a mi mente al recibir el correo del lector Ramón Pineda, un destacado profesor jinotegano quien siempre anda promoviendo el uso correcto del idioma, tanto en la radio local como en la televisión.

Don Ramón nos dice lo siguiente:

«Le escribo con la intención de colaborar en algo al buen hablar y proceder en todo lo concerniente a nuestro bello idioma. He visto con mucha frecuencia cómo se utilizan las letras del alfabeto a gusto y antojo de muchos publicistas, sin que esto parezca afectar en nada a la educación de nuestro pueblo y peor aún, que nuestras autoridades de educación no hagan nada por mejorarlo.

Es por esto que acudo a usted como columnista del idioma, para que me aclare si es correcto que en un rótulo se anuncie el negocio y el nombre del mismo, utilizando la misma letra. Ejemplo: Farmacia Fátima, utilizando para ambas palabras la misma F.

Ansioso de su amable contestación y deseando lo mejor para usted y su apreciable familia, le saludo».

Ay profesor, como ve los diseñadores de rótulos y publicidad se valen de cualquier recurso, pero en este caso no considero que atente contar el buen uso del idioma, pues no hay ningún error, sólo es un recurso para atraer la atención de quienes lean el anuncio.

La publicidad que no me gusta es aquélla donde ponen a propósito errores de ortografía, como en el caso de cierta cerveza donde aparece la palabra mal escrita, o cuando emplean términos en inglés teniendo a la mano todo el léxico de nuestro idioma.

Otra incorrección que he visto es la publicidad y documentos del Gobierno, porque ponen sólo el signo de admiración final, y eso sólo es cuando escribimos en inglés, pero Nicaragua es un país donde se habla español, por ende deben poner la admiración de inicio, si no están cometiendo un disparate.

¡Hola!

¿Has buscado tu consulta?

Si no la encuentras, rellena nuestro formulario: