Noticias del español

| | |

| María Luisa García Moreno
Periódico Granma, Cuba
Del 1 al 17 de noviembre del 2009

EL ESPAÑOL NUESTRO: GARAJE

Me preguntan acerca de la ortografía de garaje, del francés garage, que, como todas las palabras terminadas en -aje, se escribe con j. Se entiente como tal el local destinado a guardar automóviles o el taller para su reparación.


En Puerto Rico y Cuba es, además, sinónimo de gasolinera; «establecimiento donde se vende gasolina». De igual forma, se escribe con j gramaje, del francés grammage término que se refiere al «peso en gramos del papel por metro cuadrado». Las únicas excepciones de esta regla son: ambage, «rodeo»; enálage, «figura retórica que consiste en mudar las partes de la oración o sus accidentes; por ejemplo, poner un tiempo del verbo por otro» e hipálage «figura consistente en referir un complemento a una palabra distinta de aquella a la cual debiera referirse por lógica, por ejemplo: "El público llenaba las ruidosas gradas"».

Según el DRAE, dimisión, del latín dimissio, -onis, es la «renuncia o abandono de un empleo o de una comisión.

En cuanto a democión, no aparece en los diccionarios académicos; pero sí en el Breve diccionario de la lengua española del Instituto de Literatura y Lingüística: «acción de bajar de categoría o grado a algún funcionario». Tambien aparecen en este diccionario demover y demovido.

Pro tempore es una frase proveniente del latín, formada por pro- que significa «por» y tempore, «tiempo». Su traducción al español sería “por un tiempo” y se utiliza cuando se otorga un cargo temporal a una persona. En algunas ocasiones se utiliza el término abreviado pro tem con el mismo significado. Últimamente se ha visto en algunos medios de prensa protémpori, que no aparece ni en el DRAE, ni en el Panhispánico, ni en el María Moliner, ni tampoco en el Diccionario de neologismos en línea. Está formado por el prefijo pro- y la palabra en latín tempori, que corresponte al dativo, forma del sustantivo o del pronombre que se usa en latín y otros idiomas para el complemento indirecto —en español, las palabras no varían según los casos—. Otro uso en latín de esta palabra es el plural de tempus (tiempo): temporis.

Aunque el X Congreso de la Asociación de Academias de la Lengua Española (1994), acordó adoptar el orden alfabético latino universal, en el que la ch y la ll no se consideran letras independientes, el Diccionario Panhispánico de Dudas define que «esta reforma afecta únicamente al proceso de ordenación alfabética de las palabras y no a la composición del abecedario, del que los dígrafos ch y ll siguen formando parte». Es muy probable que tal disparidad de criterios sea zanjada en el V Congreso Internacional de la Lengua, que se celebrará en Valparaíso (Chile) del 2 al 5 de marzo del 2010. La escuela cubana ha adoptado este último criterio; por tanto, reitero: el alfabeto o abecedario español cuenta con 29 letras.

El nombre de la capital del imperio inca o Tahuantinsuyo —o de la ciudad hoy ubicada al sur de Perú— puede escribirse indistintamente con s o con z: Cusco / Cuzco. Aunque es mayoritario el uso de la z, los peruanos emplean preferentemente la grafía Cusco. De igual modo, para el gentilicio de los habitantes de esa región son válidas las formas cuzqueño y cusqueño.

¡Hola!

¿Has buscado tu consulta?

Si no la encuentras, rellena nuestro formulario: