Noticias del español

| | | |

| FERNANDO FRANJO (El Correo Gallego.es)

Darío Villanueva lleva a la RAE el emprendimiento

«Dícese de la acción de emprender». Este vocablo propuesto por Darío Villanueva, secretario de la Real A­cademia Española, es una de las nuevas incorporaciones al diccionario académico.

Vivacidad y visión de futuro. Dos palabras a las que no es ajena la RAE y buena prueba de ello son las últimas modificaciones que ha sufrido el Diccionario que entre sus nuevos vocablos incorporó la palabra emprendimiento, a propuesta del secretario de la institución, el gallego Darío Villanueva.

Las veintidós Academias de la Lengua acordaron en el pasado mes de julio realizar 2.996 enmiendas y adiciones al Diccionario que las instituciones encargadas de velar por la unidad del español se encargaron de consensuar durante los últimos tres años.

El vocablo emprendimiento, forma parte de esa amplia lista de novedades. Se trata de un sustantivo definido como acción y efecto de emprender, aplicado al ámbito universitario. Según manifestó el propio Villanueva, este vocablo se incorporará a la próxima edición escrita del Diccionario de la Real Academia Española (DRAE), que será la vigésima tercera y cuya publicación impresa está prevista en el año 2013.

El secretario de la RAE apunta que la palabra emprendimiento, (en gallego emprendemento) es un sustantivo natural que procede del verbo emprender y que tiene una acepción que tiene que ver con acometer empresas. «Se refiere precisamente a esto y viene de una cultura muy ligada a las universidades, empresas de base de transferencia de conocimientos I+D+I, que nacen por un fundamento de conocimiento.

Villanueva propuso este vocablo al hilo de la importancia que ha adquirido en los ámbitos relacionados con la nueva economía, «donde las empresas más dinámicas son las que tienen una base de conocimiento», si bien apuntó que, obviamente, su uso no es exclusivo de este foro.

La 22º edición del diccionario de la RAE se publicó en el 2001 y la siguiente, la 23, verá la luz en el 2013, en la cual ya aparecerán los nuevos vocablos incorporados que desde julio pueden consultarse en la Red. Villanueva dio una enorme importancia a la movilidad de la institución que ponen al día la RAE.

LA PASADA EDICIÓN impresa data del 2001 y el secretario apunta que en todos estos años «la Academia está continuamente trabajando y las novedades se reflejan en la Red» (RAE.es), que cuenta con más de un millón de visitantes virtuales diarios, un gran activo que permite adelantar todas las novedades.

Entre las palabras incorporadas en la última modificación del pasado mes de julio destacan algunas voces como abducir, antiespañol, jet lag, y otras más coloquiales como cultureta, muslamen u obrón. Destaca por ejemplo, la incorporación de la voz aberzale que ya existía en el Diccionario con esta grafía pero que ahora se contempla con la original en euskera abertzale.

¡Hola!

¿Has buscado tu consulta?

Si no la encuentras, rellena nuestro formulario: