Noticias del español

| | |

| Marcelo Arduz Ruiz, de la Academia de la Lengua
laprensa.com.bo, Bolivia
Viernes, 26 de noviembre del 2010

CURIOSIDADES EN EL LENGUAJE: CERBERO

Del griego Kérberos, compuesto de Kre-as: carne, y Boros: voraz. En la mitología, es el monstruoso can con tres cabezas y fauces por las que lanza llamaradas de fuego; tenía cuello erizado de culebras y cola de dragón, su mordedura era venenosa y sus ladridos hacían temblar de espanto al que se acercaba a sus dominios...


Hijo de Tifón y Equidna, hermano de Quimera y de la Hidra de Lerna, por su ferocidad, talla y fuerza descomunal, custodiaba las puertas del infierno, impidiendo la entrada de los vivos y la salida de los muertos. Mañoso y felón como era, al arribar las almas por primera vez les lamía y recibía meneando la cola; pero era cruel in extremis con los vivos y los difuntos que intentaban huir de los reinos de ultratumba…

Dentro de las tareas que Euristeo, el rey de Micenas, había urdido para librarse de Hércules, le envió al infierno a capturar vivo al terrible Cerbero, pensando que rehusaría el encargo. Pero el héroe bajó por la caverna Aquerusia, para pedir al mismo dios del inframundo que le permita capturar al dogo infernal, a lo cual Hades asintió con malévola sonrisa, poniendo como única condición que lo enfrente con sus propias manos, es decir, desarmado.

Y logrando sujetar a la bestia por la juntura de las tres cabezas, la arrastró hasta la superficie sin que jamás haya visto la luz del sol, para conducirla delante del trono del tirano, quien espantado de ver al monstruo le pidió que lo quitara cuanto antes de su presencia. De esta manera, Hércules se libró del más difícil de «los trabajos» que le impusieron, pero no sabiendo qué hacer con el engendro, lo llevó de vuelta al averno.

En el mundo subterráneo, luego de encontrar al joven Melegro que lo acompañara en la cacería del jabalí de Calidon, también pudo salvar a Teseo que se encontraba atrapado en los infiernos, al acompañar a Peritoo que pretendía liberar a la bella Perséfone secuestrada por Hades, pero en su afán el amigo fue despedazado por el monstruo y él pudo salir ileso auxiliado por su primo Hércules.

Se cuenta que Orfeo, famoso por la destreza musical que le permitió derrotar al canto de las sirenas, bajó a los infiernos en busca de su esposa muerta (Eurídice), con melodías convenció a Caronte para que lo hiciera pasar a la otra orilla, logrando amansar a Cerbero con los arpegios de su lira, para retornar al exterior.

En La Eneida, Virgilio relata que el héroe de la obra también consiguió adormecer al dogo infernal dándole por carnada una presa narcotizada, para acceder al mundo de las penumbras, portando una rama de oro que había cortado en las proximidades del antro de sibila de Cumas, para visitar a Perséfone convertida ya en reina de los infiernos…

Volviendo a Hércules, si bien perdonó la vida de Cerbero para que continúe resguardando los infiernos, no sucedió lo mismo con el hermano gemelo de Cerbero llamado Otros, que también contaba con tres cabezas, y en la lejana isla de Eritea custodiaba el rebaño de bueyes del gigante rey Gerión. El héroe, al desembarcar, sin inmutarse descargó su formidable maza sobre él perro y poco después atravesó con flechas envenenadas al amo, dándole apenas tiempo de ver al hermano de Cerbero agonizando sobre su propia sangre.

En el Diccionario de la RAE, la voz se refiere únicamente al 'arbusto pequeño del que hay variedades, alguna con cierto principio o jugo venenoso'. Páginas antes, lo menciona con el nombre de Cancerbero, con el cual es conocido en la actualidad por la lengua castellana, más cual implacable perro guardián que como bestia voraz de carne humana…

¡Hola!

¿Has buscado tu consulta?

Si no la encuentras, rellena nuestro formulario: